SHARE
Dos goles del ariete Frantzdy Pierrot condujeron a Haití hacia la remontada 2-1 sobre la selección de Bermudas, en partido correspondiente a la primera jornada del Grupo B de la Copa Oro.
Haití y Bermudas, que comparten el Grupo B junto a Costa Rica y Nicaragua, protagonizaron en el Estadio Nacional de Costa Rica el primer partido en la historia de la Copa Oro que se disputa en una sede que no sea México, Canadá o Estados Unidos.

Dos goles del ariete Frantzdy Pierrot condujeron a Haití hacia la remontada 2-1 sobre la selección de Bermudas, en partido correspondiente a la primera jornada del Grupo B de la Copa Oro.

Haití y Bermudas, que comparten el Grupo B junto a Costa Rica y Nicaragua, protagonizaron en el Estadio Nacional de Costa Rica el primer partido en la historia de la Copa Oro que se disputa en una sede que no sea México, Canadá o Estados Unidos.

El compromiso fue intenso en la primera mitad y con un conjunto de Bermudas que sorprendió con la velocidad y el nivel de algunos de sus futbolistas.

Zeiko Lewis resultó ser el jugador más destacado de Bermudas con su excelente manejo de la pelota y de los hilos de su equipo.

Con información de Antorcha Deportiva