SHARE

El Censo Nacional del Recurso Humano, que tenía como objetivo detectar cuántas personas trabajan en las entidades públicas, reveló que unas 37 mil personas en el ministerio de Gobernación no fueron detectadas, comentó Giammattei.

El problema es tan grave que el presidente decidió que cada persona deberá ir personalmente a recibir su cheque y explicar cuáles son sus funciones y jefes directos.

Esa decisión comenzará a implementarse este mes en el ministerio de Finanzas y en la Superintendencia de Administración Tributaria (SAT).

Incluso en la Secretaría de las Obras Sociales de la Esposa del presidente hay 450 plazas que no aparecieron, de las más de mil, dijo Giammattei, quien se cuestionó si ¿realmente existen?